«Seguimos sin pediatras»

El ministro de Salud de la Provincia de Buenos Aires, Claudio Zin, salió a contestar a los medios de comunicación que destacaron la falta de médicos pediatras en el sistema sanitario público.El titular de la cartera señaló que durante el mes pasado se convocó «pediatras para 25 hospitales y sólo se presentaron cinco». En un comunicado oficial del organismo sanitario informó que durante el mes pasado efectuó una convocatoria pública para cubrir cargos de esta especialidad en 25 establecimientos sanitarios.En el Ministerio aseguran que la convocatoria pública se difundió en diarios nacionales y regionales durante los días 29 y 30 de junio; «allí se ofreció un detalle de los hospitales que en este momento necesitan médicos especializados en niños». No obstante, a la fecha, «sólo cinco» pediatras se ofrecieron a cubrir esos puestos de trabajo.Claudio Zin insistió en que la convocatoria «se mantiene abierta» y pidió a los profesionales que se sumen a trabajar en el sistema de salud. El ministro bonaerense manifestó su preocupación por la escasa oferta de especialistas disponibles y reiteró que «estamos precisando pediatras, y para cubrir esos cargos habilitamos una línea gratuita, el 0800-333-2922, al que todos los médicos que quieran ser parte del sistema público pueden llamar de lunes a viernes de 9 a 16».
En un informe publicado el domingo pasado en el diario LA CAPITAL, sobre la situación en los hospitales y centros de salud de la región, se destacó la coincidencia que tuvieron todos los profesionales consultados sobre el tema: «Por más que se abran concursos y se dispongan cargos hacen falta médicos, facultativos de diversas especialidades, pediatras y, sobre todo, psiquiatras en los centros asistenciales estatales».En febrero de este año, también para un informe especial de este diario, el titular del Sindicato de Salud Pública, Miguel Ángel Zubieta, señaló en que «la gente se está yendo de los hospitales provinciales por los bajos sueldos», y explicó que «un enfermero que se va a trabajar al sector privado o a Capital Federal cobra promedio un salario de 2.800 pesos», mientras que en los nosocomios provinciales «el personal paramédico, como un enfermero o un camillero, percibe un salario de entre 1.500 y 1.600 pesos».Desde la Asociación Sindical de Profesionales de la Salud también argumentaron que el problema reside en la marcada diferencia en los salarios entre profesionales médicos y el personal no médico.Un médico asistente de planta que recién ingresa tiene un sueldo básico inicial de 1.347 pesos, que de bolsillo representa un salario de 1.870. Un médico de guardia, por su parte, percibe un promedio de 2.200 de bolsillo.Mientras tanto, el Ministerio de Salud indicó que este año se abrieron 149 cupos para cubrir residencias pediátricas a nivel provincial, y «sin embargo, hasta el momento se lograron cubrir 113 cargos».
«Seguimos sin pediatras»